region 4 -2019 v3.png
mexico-spanish.png

Cantando Por Un Sueno

La presentación musical de alguna manera llegaría al Señor y todos querían ser parte de ella. y esto fortalecía al coro día con día.

Preparándose para la gran celebración del cumpleaños 95 y atendiendo la invitación de Swami, México formó un coro para cantarle canciones mexicanas. La elección lógica para dirigir al grupo era Ana Moreno, gracias a sus años de experiencia que incluyen varias ocasiones en las que tocó en persona para Bhagawan en Prashanti y Muddenahalli. Fue así, como el llamado se extendió para todos aquellos interesados en unirse al grupo y tener el honor de cantar a Sus Divinos Pies. Devotos de diferentes ciudades de México como Chihuahua, Guadalajara, Ciudad de México, Huamantla, Pachuca y San José Los Cabos, se unieron, así como cantantes talentosos que han cantado Bhajans bajo la dirección de Ana. Posteriormente, varias personas de países latinoamericanos como Chile, El Salvador, Guatemala, Colombia y Estados Unidos, respondieron al llamado también. Todos estaban muy emocionados por tener la experiencia de viajar a India para esta gran ocasión.  

Luego, el COVID-19 apareció en el horizonte. El gobierno ordenó quedarse en casa y mantener la “sana distancia”. La solución para la preparación del coro era la participación en línea. Sin embargo, preparar un grupo de esta índole por Zoom parecía una tarea imposible, un reto enorme que se fue resolviendo paso a paso. 

mexico-1.png

Para muchos devotos del grupo era la primera vez cantando en un coro y se requería un entrenamiento especial. Por ello, Renée Nevárez, cantante profesional y maestra de canto, asumió gustosamente el reto de entrenar vía Zoom a este grupo tan grande y diverso.

 

El necesario acompañamiento musical para el grupo estaría compuesto de una combinación especial de ocarinas de barro, guitarras, violín, cello, bajo eléctrico y tambores nativos y latinos. Pronto, el grupo se conformó y se programaron ensayos en Chihuahua, México. Se seleccionaron las canciones de forma conjunta por todos y se enviaron a Muddenahalli para ser aprobadas.

mexico-2.png
mexico-3.png

Lo más increíble fue que, aún cuando las circunstancias hacían parecer que continuar era imposible debido a las grandes restricciones por la pandemia, el grupo creció en número y en entusiasmo. Pronto fue evidente que la mayoría del grupo estaba determinada a continuar con el plan. La presentación musical de alguna manera llegaría al Señor y todos querían ser parte de ella. y esto fortalecía al coro día con día.

mexico-3.png

Members of the group in Chihuahua who carry out rehearsals under social distancing.

Testimonios de algunos de los integrantes del coro

 

Realmente es saber que Dios lo tiene todo bajo control. Nos ha regalado este tiempo para nuestro crecimiento espiritual. Nuestra finalidad es Él, todo se origina en Él y nuestra gratitud a Él. Estar en el coro ha sido para mí una experiencia hermosa en la cual compartir, respetar, escuchar, obedecer, unificar. Ha sido una actividad enriquecedora. Gracias, Baba, espero demostrarte cuanto te amo a través de la música y el canto. - Alejandra Calderón, Guatemala.

 

Agradezco a Swami la oportunidad de sentirlo en mi corazón a través del canto y por sentir la unidad y amor de todos los que le cantamos! - Shanty Cardona Calderón, Guatemala.

 

Estoy muy feliz por formar parte de este hermoso grupo musical, la hora de compartir con ustedes es muy alegre y agradable porque compartimos una misma creencia y el mismo amor hacia la música. El tiempo que llevamos juntos nos ha vuelto una familia y que nos ha hecho capaces de lograr lo que nos proponemos. -Valeria Alexandra Cardona Calderón, Guatemala.

 

Gracias Swami por juntarme “en Buena Compañía” a través del proyecto encomendado a Ana Moreno y, cantarte como el UNO que somos, profundizando la “Sintonía” CONTIGO.  -Olivia Niño. San José del Cabo, BCS, México.

 

Gracias Swami por consentirnos tanto y  permitirnos unirnos para cantarte con amor a pesar del confinamiento. Eso es disfrutar de la tecnología en lugar de que ella nos enajene. - Sai Ram. -Michèle Charlotte Coulon, CDMX.

 

Estoy muy agradecida con Dios que me haya acercado al Grupo del coro una Gran Familia. - Yvonne Sánchez-Navarro, Guadalajara.

 

Un anhelo que  tiene mi alma es expresarme a través del canto. Desde que empecé mi camino con Swami, parecía como si Él tuviera anotado en algún lugar, todo lo que por miedo e indecisión postergaba, Hasta que Él dijo: “aquí está tu lista de disciplina y constancia para ser feliz”. El coro sin duda me ha aportado sonido, amigos, valentía, conexión divina y un gran camino espiritual para seguir expresando mi amor Hacia Él. – Karla López, Tlaxcala, México.

 

Agradezco a Swami el habernos reunido para aprender en conjunto las prácticas musicales que nos harán hacer más grata nuestra ofrenda. Entiendo también que ha sido sólo la manera de llevarnos hacia el conocimiento del entendimiento, la amistad y desde luego el compartir su amor y sentirlo en cada uno de nosotros, así como vivir la unidad  de la que nos ha hablado siempre. - María Antonieta Lopez, Pachuca.

 

Gracias a Swami por formar este grupo tan maravillo y perfecto. -Jane Franzen: CDMX. 

 

Agradeciendo a Swami esta maravillosa oportunidad; poder participar con este bello grupo. Tiempos bendecidos formar una familia de canto, cuyo objetivo es llegar a cantar en Su Presencia. -Johanna Hill, El Salvador.

 

Amor y eterna gratitud a mi Dios y Guru Sathya Sai Baba. -Elizabeth Lince, Texas.

 

Parte del grupo en Chihuahua que ensaya bajo “sana distancia”.

 

Amado Swami, mil gracias por permitirme participar en el coro Latinoamericano, que además de prepararnos para cantarte, también nos permite disfrutar de un Sat Sang, para crecer juntos. -Trini Román, CDMX.

 

Swami, nos concediste la  oportunidad de cantar para Ti. Hemos estado practicando a distancia por Zoom, y estamos muy hermanados y muy contentos de reunirnos en Tu nombre. Queremos hacer nuestro mejor esfuerzo para agradarte y agradecerte por todo lo que nos das. Gracias a nuestras estupendas maestras Ana y Renée que nos  dirigen tan atinadamente con todo su cariño y esfuerzo, sabemos que te gustará.

Om Sai Ram! -Lorena Gómez, Guadalajara.

 

Querido Swami, gracias por la oportunidad de estar rodeada de tanta gente buena y agradable, y de cantar a lado compartiendo Tu amor. Que todos seamos felices. – Adriana Rosales, Chihuahua, México.