region-4-2019.jpg
spanish-sai-ashray-header-banner.png

Seva En Kansas

Mientras que el invierno continuaba y la nieve blanqueaba la ciudad de Kansas, los J{ovenes Sai continuaban en su misión por compartir comida y amor con las comunidades desplazadas. Durante el Domingo de Super Bowl, los jóvenes se reunieron en una tienda para recoger una caja de botellas de agua, Gatorade y té verde. Después recogieron un surtido de 30 postres recién hechos, incluyendo cupcakes, galletas y brownies de una panadería local. Finalmente, se dirigieron a un restaurante de pizzas para recoger 20 pizzas grandes de queso, una orden que habían realizado la noche anterior.

Con su automóvil completamente cargad, procedieron hacia una iglesia; la misma iglesia en cuyo servicio dominical habían llevado el almuerzo durante el mes anterior. Esta iglesia está en una comunidad muy desfavorecida, con muchas personas destituidas o en situación de calle y, después de haber conectado con el pastor y algunos de los miembros de la congregación en el mes anterior, los jóvenes sabían que tenían necesidad de ayuda.

Los jóvenes Sai fueron recibidos con los brazos abiertos y con abrazos cálidos cuando llegaron con los alimentos. Fueron capaces de sentarse durante un servicio maravilloso que incluyó evangelios emitidos desde el corazón y cantados por la comunidad entera de alrededor de 25 a 30 almas.

Todo mundo participó y se sirvió del delicioso banquete ante ellos y agradeció a Dios por darles las bendiciones de ser ofrecidos y ser capaces de proveer comida infundida con amor. La limpieza siguió y las almas saciadas agradecieron a los jóvenes Sai de nueva cuenta por su acto desinteresado y los invitaron a visitarlos cuando pudiesen, con o sin raciones. En efecto, los jóvenes Sai buscan continuar esto cada mes y transformarse a sí mismos y a su comunidad durante el camino.